jueves, 25 de diciembre de 2014

SONRISA.

               "Una sonrisa es una curva 
                 que lo endereza todo "
                           Phyllis  Diller. 

   Descalza y sucia, una niña miraba pasar a la gente.
Ella no buscaba a nadie. Al contrario, yo me encontré
caminando hacia ella. 
   Por lo que sabemos, un parque lleno de gente extraña
no es un lugar para que una niña pequeña juegue sola.
   Mientras caminaba hacia ella, noté un abultamiento
en su espalda, lo cual indicaba una deformidad.
Imaginé que esa sería la razón por la que nadie la miraba
y hacían como si no les importaba.Conforme me acercaba
pude ver la forma de su espalda. Era una joroba
muy grande.Le sonreí y le hice saber que todo estaba bien.
Yo estaba ahí para ayudar, también para hablar.
Me senté a su lado y comencé con un simple "Hola".
La pequeña se sobresaltó y respondió con un "Qué tal".
después de mirarme un rato a los ojos. Yo sonreí y ella 
me respondió con una sonrisa.
   Dialogué con ella hasta el amanecer . El parque
había quedado desierto Todos se habían ido y nos 
quedamos solos. Le pregunté a la pequeña por qué estaba
tan triste. Ella me miró y dijo : "Porque soy diferente ".
Yo, inmediatamente dije : "Esa eres tú .Me recuerdas 
a un ángel, dulce e inocente.Ella asintió con la cabeza
y dijo "Yo soy tu ángel guardián.", con una chispa 
en sus ojos.Y continuó "Cuando empezaste a pensar 
en otros en lugar de tí mismo, mi trabajo aquí se terminó".
Me puse de pie y pregunté "¿ por qué nadie más 
se detuvo para ayudar a un ángel ?"
Ella mi miró y sonrió : "Porque tú eres el único  que
pudo verme". y se fue ...
   Luego de este encuentro mi vida cambió.
   Así que cuando pienses que eres sólo lo que tienes, 
recuerda : tu ángel siempre te está vigilando .
El mío lo estaba. Recuerda que en cualquier momento 
se puede aparecer. 
   Tal vez te haga malabares frente a tu auto, 
Tal vez trate de limpiar tu parabrisas o te pida
una moneda. Tal vez lleve a un niño en sus brazos
y esté vendiendo flores en una esquina . Tal vez
toque a tu puerta para pedir un poco de ropa 
o dejar un mensaje. Recuerda ofrecerle un vaso 
de agua. . Tal vez llame por teléfono aparentando
que es un número equivocado.
Tal vez esté sentado a tu lado. Como la historia 
nos dice.

                         "Todos necesitamos de todos.
              Por cada una de tus sonrisas 
                    hay un ángel en tu camino ".

                                Ricardo  Renán  Raigoza.



domingo, 21 de diciembre de 2014

DESDE EL ALMA.

Desde este espacio chiquito, sin grandes aspiraciones
que tiende  a la espiritualidad mis mejores deseos 
para mis amados amigos blogueros.

          Descubrimos la felicidad
          a partir de la paz interior
          y desde esa paz
          nos envolvemos en el amor.

Esta casa está
         llena de mariposas azules.


     De pájaros blancos
         que celebran el amor 


      De la flor de SAKURA
       que en la cultura japonesa
       representa la feminidad, la delicadeza
       la primavera, juventud e inocencia.

   

       De las GRULLAS
       símbolos de la paz
           y el rechazo a las guerras. 


     TODOS LOS CAMINOS CONDUCEN A DIOS. 
         ¡FELICIDADES !!

martes, 16 de diciembre de 2014

El fin de la primavera
La flor del peral se comprime
y se transforma en fruto.
Los pichones nacen 
de los huevos de golondrina.
¿Qué consuelo ofrece
la doctrina del Tao
cuando se enfrenta
la mudanza de las estaciones ?
Me enseñará a ver volar 
los días y los meses
sin llorar en exceso
por la juventud que muere.
Si el mundo  transitorio
no es sino un largo sonar,
poco importa si somos
jóvenes o viejos.
Siempre, sin embargo,
desde que mi amigo me dejó
y viví en exilio en la ciudad
de Chiang Ling
hubo un deseo
que no he podido dominar.
De cuando en cuando , 
por azar, vuelvo a verlo.

         Bo  Juyi.

Del libro  Horóscopo Chino  2.015
   de Ludovica  Squirru Dari.


                                 DUY  TUAN.

viernes, 12 de diciembre de 2014

EL LIBRO DE LA ALMOHADA.

En primavera, el amanecer.
Cuando al insinuarse la luz sobre las colinas,
los contornos se tiñen de un pálido rojo
y purpúreos jirones de nubes flotan sobre las cimas.

En verano, las noches.
No sólo las de luna brillante
sino también las oscuras, cuando las luciérnagas 
revolotean , y aún las de lluvia, tan bellas.

En otoño, el atardecer.
Cuando el sol resplandeciente se hunde
cerca de la ladera de las colinas
y los cuervos cruzan el cielo en grupos
de tres o cuatro o de a dos, de vuelta
a sus nidos; o las garzas en bandada
se dispersan en el cielo distante.
Cuando se oculta el sol, el corazón se conmueve
con el sonido del viento y el zumbido de los insectos.

En invierno, las mañanas. Por cierto bellas 
cuando ha caído nieve durante la noche,
pero espléndidas también cuando el suelo
está blanco por la escarcha y sólo hace mucho frío
y las criadas corren de una habitación a otra
atizando el fuego y cargando carbón,
¡qué bien se corresponde la escena
con la índole de la estación !
Pero al mediodía nadie se molesta por mantener
los braseros encendidos y pronto 
sólo hay pilas de ceniza blanca.

   De "El libro de la almohada"
      Sei  Shónagon.


miércoles, 10 de diciembre de 2014

EN ESTA VASIJA DE BARRO ...

En esta vasija de barro
reverdecen praderas y ramajes
en los que mora el Creador.
Los siete océanos
y las innumerables estrellas
y la piedra de toque
y el conocedor de joyas, en esta vasija de barro ...

                        KABIR.

sábado, 6 de diciembre de 2014

LA URRACA.

( ... )Un viejo amigo pintor al estilo occidental
me había traído dos pinturas de paisajes nevados.
y, mientras las observaba en la sala japonesa
de mi casa, conversábamos. De repente se puso de pie 
y dijo, mirando hacia el jardín del  final del corredor.
   - Hay urracas - dijo.
   - Sí , lo son
   ¿Así que en Kamakura hay urracas ? - dije

( ...) Y no era una simple sorpresa,
pues recordaba lo que había escuchado
sobre las urracas en las canciones antiguas
del Japón, donde era muy frecuente 
que se las mencionara.
Había una, "El puente que cruza la urraca ", 
que aludía a cómo estas aves extendían sus alas
y construían un puente para que la noche
de Tanabata, la fiesta del encuentro de las estrellas ...
Esas aves venían a diario en mi jardín
( ...) Los términos con que designamos 
las distintas cosas suelen provocar sacudidas,
pero "urracas " que aparece tanto en las
canciones del antiguo Japón, quedó flotando
en mí como la corriente de un río 
que me llenaba de nostalgia.
( ... ) Mi casa de Kamakura quedaba cerca de
de la Gran Estatua y estas aves venían de allí.
Durante esta estación aparecían bandadas de
pájaros que habían  tomado como su lugar
de residencia esas colinas del fondo.
Además de gorriones, milanos y ruiseñores
se instalaban en medio del follaje.
Estos últimos eran fácilmente reconocibles
por sus cantos, que me deleitaban.
( ...) Los ruiseñores, al principio de la  primavera
cantaban como niños pequeños y hacía su 
práctica cotidiana y yo, que todos los años
los escuchaba,me preguntaba si, olvidados
de su canto del año anterior,lo recuperaban,
o si eran ruiseñores que habían nacido ese año
y que por primera vez ensayaban su voz.
Durante estos veinte años, en las colinas
que estaban al fondo, los pájaros habían nacido
y habían muerto, nacían y morían. Y esas generaciones
de pichones que llegaban a los árboles 
de mi jardín a cantar, se hacía de noche
y seguían su canto, y revoloteaban sobre el techo
y piaban. Y yo, que había creído que durante
esos veinte años habían sido siempre los mismos.
( ...)  El canto no era agradable y sus cuerpos
esmirriados se movían sin serenidad.
No lograba asociarlas a la antigua canción
"El puente que cruza la urraca", pero aún así
sentí la obligación de salir a verlas en mi jardín.
Desde antiquísimos tiempos portaban
ese nombre, pero ellas, sin saber que habían 
inspirado poemas, eran simplemente criaturas 
vivaces y y activas.
El amigo que llamó "kasasagi" a mis urracas 
era de Kyüshü.

*Isla de Kyüshü , donde abundan estas aves.

                    Yasunari Kawabata.





domingo, 30 de noviembre de 2014

ENCUENTREN EL NIDO DEL PAJARO DEL ALMA.

Nadie me habla acerca del pájaro
que habita en mi interior
No tiene descripción, no tiene forma
         ni contorno
Se sienta en la sombra del Naam

En el árbol vive un pájaro,
   que vive escogiendo
el alimento de aquí y de allá
Nadie se preocupa como él habla.

El pájaro hace su nido en la rama
                            del árbol,
donde hay una sombra muy densa.
Viene por la tarde y se aleja
                en la mañana.
No revela su secreto a nadie

Es profundo, ilimitado,
              vive por siempre
Pero nadie lo ve ir o venir

¡Encuentren el nido de este pájaro !
                                     
                                     Kabir.








martes, 25 de noviembre de 2014

AL SUR DE LA FRONTERA, AL OESTE DEL SOL.

   Fragmentos .

   Shimamoto me miró sonriente ( ...)
   -Cuando te miro, tengo la sensación 
de estar viendo una estrella lejana - dije -
Es muy brillante .Pero la luz que veo
fue emitida hace decena de años.
Y ahora la estrella tal vez ya no exista ( ...)
   - Tú estás aquí - proseguí - o eso parece
Pero quizá no lo estés Quizá lo que veo 
no sea más que una especie de reflejo ( ...)
Shimamoto también sonrió. Fue una sonrisa 
parecida al primer rayo de sol que, abriéndose
camino en silencio a través de las nubes, 
brilla después  de la lluvia. En la comisura 
del ojo se le dibujaron unas pequeñas 
y entrañables arrugas que me prometían 
algo maravilloso. 

   ( ...) Nos dormimos antes del alba
Habíamos hecho el amor varias veces
sobre el suelo. Lo habíamos hecho con 
dulzura, con pasión.
Yo la había estrechado entre mis brazos
con todas mis fuerzas. Sentía que, si no
la mantenía sujeta, se rompería en pedazos.
Mientras tanto, le acariciaba la espalda,
le besé la nuca, comencé a peinarla 
con los dedos. Podía sentir su respiración,
su lejano movimiento fetal. La abracé 
con fuerza y percibí su temblor en mi cuerpo.
De esa forma , ella sería cada vez más mía.
Y yo jamás podría alejarme de su lado.

( ...) - Ojalá no llegue nunca mañana.
Si no llegara, tú jamás sabrías nada. 
   Iba a decir algo , pero me lo impidió
con un beso. 
   -¡ Ojalá el águila calva se comiera 
el día de mañana - dijo Shimamoto -
Porque sería el águila calva  la que 
se lo comería ¿ no es verdad ?
   -Cierto. El águila calva come arte,
pero también come mañanas.

            HARUKI  MURAKAMI.
Del libro:
  "Al sur de la fronters, 
           al oeste del sol ". 



sábado, 22 de noviembre de 2014

SEIME NO KI.

Que no termine la vida
Tú que dejas caer los pétalos
           esta noche de primavera.
Te elogiamos con una fogata
Los ramos de los cerezos blancos mueren
El tronco se erosiona y la raíz se pudre
Los sabios jardineros
Sin saber qué hacer
Cortan las ramas y protegen el tronco
Construyen barreras y carteles
El famoso cerezo de Gion está por morir
Pide que lo cuiden y
Que no pisen el suelo a su alrededor
Qué pena. El cerezo de Gion está por morir
Ninguna manera de comparar su época
( de plena floración, el cerezo está por caer ).
Aún este sentimiento del  elogio de hoy 
Se borrará en la corriente del tiempo
Ah, este cerezo morirá y desaparecerá,
Dejando solo su nombre en vano

El árbol que recibió los elogios más
                     importantes de Japón,
está abandonado y va a morir. 
No sabemos qué hacer.

         Yasunari   Kawabata. 

SEIME NO  KI : El árbol de la vida.


lunes, 17 de noviembre de 2014

POEMA XXIII

Las sombras de la noche caen espesas y profundas.
ensombrecen el corazón y envuelven el cuerpo
y el espíritu.
Abre tu ventana al poniente y piérdete 
en el cielo del amor.
Bebe la miel azucarada que destilan los pétalos
del loto del corazón.
Déjate penetrar en las olas del mar.
¡Húndete en su esplendor !
Escucha y oye el rumor de las caracolas
y de las campanas.

Kabir dice:
Contempla, oh hermano ! al Señor
en ese vaso , que es mi cuerpo. 

      Poemas de Kabir
 Versión : R. Tagore.


jueves, 13 de noviembre de 2014

EL HAIKU DE LAS PALABRAS PERDIDAS.


                   Sopla si quieres,
             vientos del otoño
             Las flores ya perdieron su color.


                          Gotas de lluvia
                           disueltas en la tierra
                           nos abrazamos.



                         Voy a buscarte
                          en la espiga o en el sol
                          que la ilumina.

"El silencio que envolvía el paraje dejaba entrar
los chasquidos lejanos de los glaciares. La nieve
también producía sus particulares ruiditos,
extendiendo bajo sus pies una alfombra que parecía
tejida con el cuchicheo de los espíritus del bosque "
    ( fragmento )
 Tomado del libro:
     EL HAIKU DE LAS PALABRAS PERDIDAS.
                     Andrés Pascual.   ( Argentino )


domingo, 9 de noviembre de 2014

ALEGRIA Y FELICIDAD.

   Hubo un gran maestro zen, llamado Ryokan.
Habitaba al pie de una montaña y vivía
una vida muy simple.
   Un día, un ladrón entró en su casa, pero
no encontró nada que robar.
   Mientras el ladrón estaba allí, el maestro
volvió y lo descubrió.
   Dijo Ryokan: " Usted viajó una gran distancia
para venir a asaltarme. No puede irse con las
manos vacías." ¡Y le dio todas sus ropas y su manta !
   El ladrón, completamente confundido, tomó
las ropas y desapareció.Después que él salió,
el maestro se sentó a la puerta de su casa
miró el deslumbrante claro de luna y pensó:
   "¡Qué pena ! ¡ Hubiese querido darle esta
luna deslumbrante !"

             Anthony  De Mello.


sábado, 1 de noviembre de 2014

EL VIENTO DE OTOÑO.

Escrito por WU - ti ( 157 - 87 a C )
sexto emperador de la dinastía Han. 
Subió al trono cuando sólo tenía 
dieciséis años. En este poema se lamenta
de tener que emprender un viaje oficial ,
dejando a su amante en la capital.
Está recostado en su falúa real rodeado
de sus ministros.


   El viento de otoño se levanta: vuelan nubes blancas.
La hierba y los árboles se entumecen: es dulce
el perfume de los crisantemos.
   Pienso en mi adorable dama : nunca la puedo olvidar.
El barco de la pagoda flotante cruza el río Fén.
Olas blancas se levantan por el medio de su cauce
La flauta y el tambor marcan el ritmo 
                    de la canción de los remeros;
por entre la fiesta y el banquete, pasan tristes
                    pensamientos;
¡Cuán pocos son los años de la juventud!
                  ¡Cuán cierta es la vejez !

                              HAN  WU  SHEN.

martes, 28 de octubre de 2014

POESIA CHINA.

          CONTEMPLANDO  LA  LUNA.

Noche clara . Aún despierta
abro por momento 
           los frágiles postigos.
El susurro del agua
              del lago de jade
refleja la luna
            de cejas pintadas.
Hay gotas de rocío, como cuentas
             apenas suspendidas,
caen suavemente los destellos de la luz.
Mi amado está
             a más de mil leguas
en vano las últimas sombras
            se esfuman veloces.

                        HO  TZU  LANG


                                    JIA  LU

domingo, 26 de octubre de 2014

HAIKUS

María Josefa Alcaide.
Esta mujer de 76 años, nos presenta 4 haikus.
Llama la atención el espíritu vital 
     que alumbra su obra.
( tomado de internet )

en el cerezo
con el canto del jilguero
la luz del alba. 

            día de calor
            viene calle arriba
            el heladero.

desde el claro del monte
divisa el pueblo
el caminante

           amanece;
           sin alcanzar la luna
           se va la noche.

                     María Josefa Alcaide.


viernes, 24 de octubre de 2014

ALFONSINA STORNI.




La mañana del 25 de octubre de 1938 , las aguas de Mar del Plata
devolvieron a la orilla el cadáver de una mujer menuda
de 46 años, con los ojos claros y el rostro sereno.

Este es mi humilde homenaje  a la gran poetisa Argentina .
Alfonsina Storni.


                   SOY  ESA  FLOR.

Tu vida es un gran río, va caudalosamente
A su orilla invisible, yo broto dulcemente
Soy esa flor perdida entre juncos y achiras
Que piadoso alimentas, pero acaso ni miras.

Cuando creces me arrastras y me muero en tu seno
Cuando secas me muero poco a poco en el cieno.
Pero de nuevo vuelvo a brotar dulcemente
Cuando en los días bellos vas caudalosamente.

Soy esa flor perdida que brota en tus riberas
Humilde y silenciosa todas las primaveras.

                                Alfonsina  Storni.


                                                Josephine  Wall



sábado, 18 de octubre de 2014

A MI MADRE.


  Madre !...
      Acá estoy 
      añorándote
      con las alas heridas
                enfrentando 
     a mis molinos de viento. 

Acá estoy 
   con las manos
   siempre prontas a la caricia
   con el amor por las causas perdidas.

Acá estoy
   no ha cambiado mi esencia
   sigo siendo tu ovejita negra.

Acá estoy
    con mis libros
   mis hadas y mis ángeles
   mi pizca de locura .

Acá estoy
con mi alma de pájaro
lista mi valijita de jade 
para encontrarme contigo
y cobrarte los besos que me debes.

     ¡Feliz día , madre !
              hasta vernos ...

     



jueves, 16 de octubre de 2014

HAIKUS

¿" Por qué escribo haikus ?Devoradora de libros
poesía y seducida por Oriente,
el haiku vino a mí, no lo busqué;
he encontrado en la poesía japonesa
la síntesis y la paz que siempre he estado buscando,
atenta al momento, sin prisas, esa es ahora
la vida que quisiera llevar,
el haiku me ayuda en ese camino".

                   ISABEL  RODRIGUEZ  MAS
                      ( Valencia  1.947 )

Oscurece el día
   en el cielo
 todavía una cometa.

           La mariquita
         al filo de la hoja
          balancéandose.

Fina neblina
entre sus claros
una barcaza. 

           Amaneciendo
       sobre el césped del parque
          crujir de escarcha.

                   Isabel  Rodríguez  Mas.


lunes, 13 de octubre de 2014

UNA RAMA DE CIRUELO.

El aroma de los lotos rojos
se desvanece

verde alfombra de otoño

me desabrocho el fino vestido de seda

sola
subo a la pequeña barca

¿Quién me enviará entre las nubes
preciosos mensajes de amor?

Quizás, volando de regreso
las ocas salvajes
dibujen palabras en el cielo.

La claridad de la luna envuelve
al Pabellón del Oeste.

Las flores se marchitan
pero las aguas fluyen como siempre

igual que nuestro amor

dos lugares distintos
una misma tristeza
que quisiera detener pero no puedo

lágrimas que desde mis ojos caen
desde mi corazón ascienden.

            LI  QURGZHAO.

                                  Abraxsis  Der  Jen

viernes, 10 de octubre de 2014

ODA A LA SUAVIDAD.

Los amaneceres son ciegos como gatitos.
Las uñas crecen confiadamente, aún
saben que tocarán . Suaves
son los sueños y la ternura como niebla
suspendida sobre nosotros,
    igual que la campana de Segismundo
antes que el frío lo abrazase.

              ADAM  ZAGAJEWSKI
Escritor, poeta, ensayista, polaco.


miércoles, 8 de octubre de 2014

CAE DEL AIRE LA FLOR.

Tan leve amada
de ese trémulo espacio
donde viaja su huella
      deslizando
aroma de su imagen
    al amor ...

Un pedazo de cielo
      y una rama...

Nada más 
cayó al aire la flor.

¡Qué solos nos quedamos
          sobre el mundo
      mi corazón y yo !

           NIMIA  VICENS.


sábado, 4 de octubre de 2014

CANCION HACIA ADENTRO.

¡No me recuerdes ! Siénteme !
Hay un solo trino entre tu amor y mi alma.

Mis dos ojos navegan
el mismo azul sin fin donde tú danzas.

Tu arcoiris de sueños en mí tiene
siempre pradera abierta entre montañas.

Una vez se perdieron mis sollozos
y los hallé, abrigados, en tus lágrimas

¡No me recuerdes ! ¡Siénteme !
Un ruiseñor nos une en su garganta.

Los ríos que me traje de mis riscos,
desembocan tan sólo por tus playas.

Hay confusión de vuelos en el aire...

¡El viento que nos lleva en sus sandalias !

¡No me recuerdes ! ¡Siénteme !

Mientras menos me pienses, más me amas.

            Julia de Burgos.


   
                              NATANIEL  SICHEL.

                                PUERTO  RICO.  ( 1914  -  1953  )


martes, 30 de septiembre de 2014

VERSOS ...

     De repente, un chubasco !
     La mujer, sola, mira
     por la ventana.
                            Kaikaku.



                Bajo un sol de justicia,
                el amo que cultiva
                   crisantemos.
                                      Shiki.





                Los pasos del sol
                quiere seguir la malva
                bajo el agua de mayo. 
                                Basho.


              Lluvia en verano:
              hasta un río sin nombre
              crece mientras crece
                  mi zozobra.
                                    Buson.



miércoles, 24 de septiembre de 2014

CARTA DE AMOR ...

      CARTA DE AMOR DE ADOLFO BIOY CASARES
                A ELENA  GARRO.


Mi querida, aquí estoy recorriendo desorientado
las tristes galerías del barco ...
y visito de vez en vez tu fotografía y tu firma
en el pasaporte...
Has poblado tanto mi vida en estos tiempos
que si cierro los ojos y no pienso en nada
aparecen tu imagen y tu voz.Ayer cuando me dormía
así te ví y te oí de pronto: desperté sobresaltado
y quedé muy acongojado, pensando en tí,
con mucha ternura y también en mí y es 
como vamos perdiendo todo.
Te digo ésto y en seguida me asusto:
en los últimos días estuviste no solamente 
muy tierna conmigo sino  también benévola
e indulgente, pero no debo irritarte con melancolía
, de todos modos cuando abra el sobre de 
de tu carta ( espero , por favor que me escribas )
temblaré un poco. Ojalá que no me escribas
diciéndome que todo se acabó y que es inútil
seguir la correspondencia.
Tú sabes que hay muchas cosas que no hicimos
y que nos gustaría hacer juntos.
Además, recuerda cómo nos hemos divertido,
cómo nos queremos. Y si a veces me pongo
un poco sentimental no te enojes demasiado...
Me gustaría ser más inteligente o más certero,
escribirte cartas maravillosas. Debo resignarme
a conjugar el verbo amar , a repetir por milésima vez
que nunca quise a nadie como te quiero a tí,
que te admiro, que te respeto,que me gustas,
que me diviertes, que me emocionas, que te adoro.
Que el mundo sin tí, que ahora me toca, me deprime,
y que sería muy desdichado de no encontrarnos 
en el futuro.
Te beso, mi amor, te pido perdón
por mis necedades.

Fragmento de una carta de amor
 de Adolfo Bioy Casares ( escritor argentino ) 
casado con Silvina Ocampo ( argentina)
a Elena Garro ( mejicana ) casada con Octavio Paz.


                                    John  Michael  Carter.




domingo, 21 de septiembre de 2014

VIENTO ATREVIDO DEL NORTE.

Deja ya de perseguirme
viento atrevido del norte
déjame, que estoy cansada
quiero tenderme en el monte.

¿Quieres mi cinta de seda ?
¿Quieres mi anillo, mi broche ?
Tenlos, viento, pero déjame
quiero estar sola en el bosque.

He corrido tanto, tanto
desde el día hasta la noche.
Salté ríos en mi huida
y atravesé el horizonte.

Deja ya de perseguirme
viento atrevido del norte
déjame que estoy cansada
quiero tenderme en el monte.

                CLARIBEL  ALEGRIA.


jueves, 18 de septiembre de 2014

LA CASA DE LAS PALABRAS .

A la casa de las palabras, soñó Helena Villagra
acudían los poetas.
Las palabras, guardadas en viejos frascos
de cristal, esperaban a los poetas
y se les ofrecían locas de ganas de ser elegidas:
ellas rogaban a los poetas que las miraran,
que las olieran, que las tocaran, que las lamieran.
Los poetas abrían los frascos, probaban palabras
con el dedo y entonces se relamían o fruncían la nariz.
Los poetas andaban en busca de palabras
que no conocían, y también buscaban
palabras que conocían y habían perdido.
En la casa de las palabras había una mesa 
de los colores y cada poeta se servía
del color que le hacía falta :
amarillo limón o amarillo sol,
azul de mar o de humo,
rojo lacre, rojo sangre, rojo vino ...

                         Eduardo Galeano. 
   de "El libro de los abrazos "



                                  DUY   TUAN



domingo, 14 de septiembre de 2014

LA FUNCION DEL ARTE

Diego no conocía la mar.
   El padre, Santiago Kavadloff  lo llevó
a descubrirla.
   Viajaron al Sur.
   Ella, la mar , estaba más allá de los
altos médanos, esperando.
Cuando el niño y su padre alcanzaron por fin
aquellas dunas de arena, después de mucho caminar,
la mar estalló ante sus ojos.
Y fue tanta la inmensidad de la mar,
y tanto su fulgor que el niño  quedó
                     mudo de hermosura.
Y cuando por fin consiguió hablar, temblando,
tartamudeando, pidió a su padre:

         ¡AYÜDAME  A  MIRAR !

De "El libro de los abrazos" de 
                               EDUARDO  GALEANO.